RELLENO CON GRASA PROPIA Ó LIPOFILLING

Muchas veces al mirarnos al espejo por las mañanas vemos una serie de imperfecciones que van aumentando con los años, cuando pasamos de los 50, estas imperfecciones se empiezan a notar con mayor frecuencia, la mayoría de las personas no le dan importancia y lo van dejando, hasta que llega el día en que se nota demasiado y empieza a ser un incordio, en ese momento llamamos al Dr. Carlos López, para ver en que nos puede ayudar.

Muchas personas presentan una pérdida de la grasa facial, dejando una piel flácida, muy móvil y que se adhiere a los huesos, produciendo un efecto de envejecimiento muy marcado, que para sorpresas de muchos, tiene solución.

En la mayoría de los casos los médicos empleamos ácido Hialurónico, ya que es el producto estético más empleado en el mundo, para corregir defectos en la cara, pero hay casos en que la cantidad requerida por el paciente es muy grande y usar ácido Hialurónico termina siendo imposible por su costo, cuando de grandes cantidades se trata.

Luego de evaluar a un paciente, se puede determinar las zonas que requieren relleno, muchas veces son 20 e incluso 30 ml, entonces surge la pregunta, que otra opción hay para mi cara?

La respuesta es una sola, grasa propia, la grasa es el rellenados mejor valorado del mundo, es propia, por lo que nunca habría un rechazo, es versátil, se puede poner en cualquier sitio, económica, en relación con el Hialurónico y aunque seas delgada/o es abundante.

¿Es efectivo el relleno con grasa propia?

He aquí un ejemplo claro de un paciente masculino que consulta por adelgazamiento de la cara, como se puede observar se nota una pérdida marcada de la grasa propia de la mejilla.

El tratamiento propuesto es un LIPOFILLING extracción de grasa propia en la zona posterior del abdomen, lo que llaman los michelines y extraer una cantidad de cerca de 60 ml, la extracción es totalmente indoloro y el tiempo de ejecución es de unos 35 minutos, aproximadamente.

La técnica para extraer la grasa se lama MELA, una vez obtenida se procede a infiltrar en la zona de la cara, donde previamente se ha hecho un marcaje, en la zona donante se infiltra anestesia local para que el procedimiento no se doloroso y el paciente tenga mayor confort.

Los resultados al cabo de dos semanas son excelentes, podéis observar como hay una mejoría en la cara incluso un efecto de rejuvenecimiento.

Esta técnica tiene bastante aceptación entre mis pacientes, pues es mínimamente invasiva, indolora y con resultados verdaderos y duraderos, no es exclusiva de gente mayor.

¿Qué otros casos se pueden tratar con lipofilling?

  • Aumento de pómulos
  • Perfilado de barbilla
  • Óvalo facial
  • Mejoría de la región periocular
  • Relleno de zona temporal
  • Reposicionamiento de grasa facial
  • Relleno de mejillas
  • Otros

¿Qué contraindicaciones tiene esta técnica?

  • Embarazo
  • Lactancia
  • Cirugías recientes
  • Cáncer reciente
  • Enfermedades de colágeno
  • Infecciones en la piel (zonas donante o zona receptora)
  • Infección periodontal
  • Sinusitis activa
  • Diabéticos mal controlados
  • Pacientes que toman anticoagulantes (sintron, heparina, plavix, otros)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Ir arriba